¡Gastos de ENVÍO GRATIS para pedidos superiores a 30€!

Panier

Votre panier est vide

Continuer vos achats

Miquel Montoro

"¡Hòstia, pilotes!”

Miquel Montoro es un joven adolescente de 14 años, vecino de San Lorenzo del Cardezar, un pueblo mallorquín, y defensor a ultranza de la agricultura local, de las naranjas y ¡de los pilotes! Fue capaz de convertirse en uno de los youtubers más conocidos del país con tan solo 3 frases.

A estas alturas, a todos nos habrá llegado a los oídos la expresión “¡Hòstia, pilotes!”. Su autor, para los que aún no lo supieran, es este joven nacido en el seno de una familia de agricultures.

Miquel Montoro tiene ahora 14 años; pero fue hace dos años cuando publicó su primer vídeo a Youtube en el que hablaba con un amigo del campo. Después de primer vídeo vinieron otros más, como el que está fijo en la página principal de su canal y en el que habla de lo sano y saludable que es comer naranjas locales (por prescripción de Miquel, hay que comer siempre la parte blanca que queda pegada en la fruta, que es lo que cura).

No fue hasta que subió una storie a su perfil de Instagram en la que descubría en directo que su madre estaba preparando pilotes (albóndigas de toda la vida).

"Hòstia, pilotes! Que són de bones! M'encanten!". Así reaccionaba el mallorquín al entrar a la cocina de su casa.

Rompiendo los moldes de la Generación Z: del campo a Youtube

La emoción sin mesura de Miquel en aquel momento y su naturalidad le abrieron las puertas de la viralidad y ahora es uno de los jóvenes youtubers más conocidos y seguidos. Pocos días después de hacerse viral su story, Miquel fue el invitado estrella de Broncano en su programa La Resistencia, lo que ya le valió una fama totalmente reconocida.

Miquel sigue manteniéndose fiel a su campo y a su gusto por todo lo rural. Hizo prueba de ello en la última edición de FIMA, la Feria Internacional de Maquinaria Agrícola de Zaragoza, donde se le pudo ver junto a su familia mostrando su apoyo a los profesionales del sector rural y agrario.

Mientras la mayoría de adolescentes de su edad se muestran interesados en seguir los perfiles sociales de los famosos influencers más mediáticos, de emular sus poses y vestuarios o de llevar el más avanzado dispositivo electrónico, Miquel continúa defendiendo su lucha por los productos locales de la tierra y por todo lo relacionado con trabajar en el campo. Su pasión por todo este mundo nació casi con él y él mismo ha recordado en varias ocasiones que la primera palabra que consiguió balbucear no fue ni papá ni mamá, sino tractor.

Parecía complicado que este tema tan, aparentemente, fuera de toda moda convirtiera a este joven en un Youtuber conocido en toda España. Pero la realidad ha sido así y ahora Miquel cuenta con más de 300 000 suscriptores.

Sufrió acaso escolar

Muy lejos de la popularidad alcanzada recientemente, el joven isleño sufrió acoso escolar en su infancia. En el colegio se metían con él por su físico. En ese momento, su familia demostró estar más unida que nunca y sus padres le apoyaron aconsejándole ser él mismo y seguir siempre sus ideas y convicciones siempre que estas no hicieran daño a terceras personas. Miquel tomó buena nota de las palabras expertas de sus padres y demostró ser un chaval fuerte con pequeños actos como seguir llevando su boina favorita sin importar si recibía o no mofas de los demás.

Receta de pilotes

La madre de Miquel decidió, un poco cansada de que todo el mundo le preguntara por la receta de los pilotes, subir un vídeo cocinando, junto con su hijo, su receta de pilotes.

Una albóndiga estándar, hecha con carne, huevo y pan, podría ser ya suficiente. Sin embargo, la versión que Miquel prefiere está un poco personalizada y también lleva queso y foie gras locales. Aun con todos los añadidos, y como suele pasar siempre, el secreto está en la salsa: cebolla y champiñones locales aderezados con un bote de pimientos y tomate elaborado por la familia de Mallorca. Prueba a hacerlas tú si te atreves, pero recuerda que las comparaciones son odiosas.

French