¡Gastos de ENVÍO GRATIS para pedidos superiores a 30€!

Cesta de la compra

Tu cesta está vacía

Continúa comprando

Márcate un baile a dúo en Tik Tok

Muévete al ritmo de Iko Iko

Vemos un rayo de sol y el cuerpo nos pide movimiento. Dadas las restricciones todavía vigentes, tendremos que moverlo en casa. Para ello, la plataforma Tik Tok vuelve a convertirse en la red social ideal para compartir vídeos breves y divertidos con el resto de la comunidad. En esta ocasión, la moda más reciente es bailar en pareja la canción “Iko Iko” de Justin Wellington.

 

Es muy divertido ver los diferentes vídeos y cómo una misma coreografía puede resultar tan distinta depende quién la baile. Y eso que, a simple vista, el baile en sí no parece muy complicado. ¡Claro, que esto es muy fácil de decir desde fuera y sin que nadie haya visto cómo bailamos los demás!

Si vosotros aún no la habéis probado, por aquí tenéis algunos vídeos en los que los más desvergonzados nos muestran los diferentes pasos a seguir.

 

@myersmyers41

YALL BETTER HAVE FUN WITH US😂🔥❤️ @davidmyers ##fyp ##foryou ##xyzbca ##QuickerPickerRapper ##newtrend ##viral ##twins ##dance ##biggestsmileintheworld

♬ Iko Iko - Justin Wellington

 

 

 

@nathanlust

I freakin love this dance 🔥

♬ Iko Iko - Justin Wellington

 

Podéis ver el resto de vídeos y coreografías aquí:

En esta ocasión, la versión de Justin Wellingtton de “Iko Iko” ha traspasado las fronteras de Tik Tok y se ha colado en Reels, la herramienta de Instagram que gira también en torno a los vídeos cortos que suben los usuarios.

 

¡¡¡UNA CANCIÓN ORIGINAL DEL SIGLO XX!!!

Esta no es la única versión de “Iko Iko”. No tenemos dedos suficientes para poder contar todas las versiones que existen desde su creación, en 1953.

Una de las más exitosas y conocidas fue la que realizaron a comienzos de la década de los 80 (1982) la banda británica de chicas The Belle Stars; si bien su mayor popularidad la alcanzó 6 años después cuando fue incluida en la banda sonora de la película “Rain Man”, protagonizada por unos jovencísimos Tom Cruise y Dustin Hoffman.

Su verdadero origen data de 1953. James “Sugar Boy” Crawford la compuse en 1953 y la tituló “Jock-a-Mo”. Una de las primeras versiones y, sin lugar a dudas, la más polémica, surgió en 1965, cuando el grupo femenino de The Dixie Cups se puso a cantar de manera informal e improvisada una canción que habían aprendido de su madre. La llamaban “Iko Iko”, un canto de llamada y respuesta. Sus managers decidieron incluirla en el siguiente disco de las cantantes, de manera que cuando James “Sugar Boy” Crawford la escuchó, interpuso una denuncia por plagio que le llevó a quedarse con el 25% de la reproducción pública de la obra. Más tarde, fueron los propios managers de las artistas quienes las denunciaron, pero ellos no consiguieron “llevarse el pato al agua”.

Esto es solo una muestra de la revolución que causó desde su nacimiento esta melodía y que, parece, a día de hoy sigue estando de moda entre los más jóvenes.

¿Bailamos?

Spanish