Envíos en 24-48h y GRATIS para pedidos superiores a solo 29€

Cesta de la compra

Tu cesta está vacía

Seguir navegando

Consejos para ahorrar en la factura de la luz en verano y dotar de la climatización correcta a tu smart home sin complejas obras de instalación

Los dispositivos inteligentes que conforman una smart home se convertirán en el aliado perfecto durante estos meses de verano: sin obras ni grandes desembolsos, podrás tener la casa bien climatizada, ahorrando energía y reduciendo la factura a final de mes.

Los ventiladores, humidificadores o las bombillas inteligentes de SPC son una muestra de cómo puedes tener un ambiente confortable este verano y una climatización de tu hogar controlada desde la palma de tu mano.

 

A medida que nos adentramos en mayo, ya podemos anticipar lo que nos espera en el verano que se vislumbra en el horizonte. Según la Agencia Estatal de Meteorología, se prevé que este sea muy caluroso en distintas partes del país, ya que el primer cuatrimestre de 2024 ha sido uno de los más cálidos de la historia.

Para conseguir un hogar fresco y agradable con el que contrarrestar estas altas temperaturas del exterior, SPC, la marca española de electrónica de consumo y de dispositivos smart, te cuenta cómo los productos IoT pueden ayudarnos esta estación.

Con un pequeño desembolso, podrás tener tu vivienda bien climatizada de una manera sencilla y sin obras de instalación. Los ventiladores, humidificadores o las bombillas inteligentes son algunas muestras de los dispositivos que puedes controlar desde tu smartphone allá donde estés para proporcionar a tu hogar la climatización más confortable, al tiempo que ahorras energía y dinero.

Estos productos se pueden gestionar en remoto, por lo que podremos activarlos de camino a casa para encontrarnos un ambiente agradable al llegar o apagarlos cuando estemos fuera. Asimismo, nos permitirán cambiar las programaciones que estuvieran establecidas y el resto de ajustes en función de las necesidades de cada momento y también de cada estancia del hogar. Por ejemplo, si tenemos programado nuestro dispositivo IoT para que se active a la hora a la que solemos llegar a casa por la tarde; pero una tarde nos surge un plan inesperado y vamos a retrasarnos, podemos variar desde el teléfono, a través de la aplicación de gestión del dispositivo, la hora activación. Pequeños gestos como este, repetidos a lo largo del verano, se traducen en un importante ahorro de energía y dinero en nuestros hogares.

 

Los ventiladores inteligentes refrescan tu hogar cuidando tu salud, tu bolsillo y el planeta

A parte de todas las ventajas que nos ofrecen los productos IoT, en concreto los ventiladores inteligentes nos aportan otros múltiples beneficios. Estos son una forma más natural de refrescar el ambiente que el aire acondicionado. Lo que hacen es disipar el aire caliente del entorno en lugar de expulsar el aire frío y deshidratar el ambiente, lo que puede causar sequedad en las vías respiratorias, dolores de garganta o resfriados. Además, son una alternativa mucho más sostenible y respetuosa con el medio ambiente al no requerir de gases refrigerantes para su funcionamiento, que pueden perjudicar la capa de ozono.

Su sistema de control móvil implica que podemos programar su encendido y apagado automático desde nuestro smartphone o tablet, lo que permitirá configurarlo para que se active durante las horas que lo necesitemos, ya sea de día o durante las horas de sueño, sin que nosotros tengamos que acordarnos de desactivarlo. De esta forma, nos aseguraremos de que no permanece encendido innecesariamente. Adicionalmente, gracias a su capacidad de gestión remota, el ventilador inteligente puede encenderse en los momentos en los que el consumo eléctrico sea más barato y para que se apague cuando la tarifa vaya a cambiar de precio y notar, así, ahorro en nuestro bolsillo. 

 

Un nivel de humedad en el ambiente óptimo proporciona una sensación térmica más agradable

Los humidificadores inteligentes, pequeños, discretos y que ocupan poco espacio, nos aportarán la humedad necesaria (entre el 40% y el 60%) para contrarrestar la sequedad del aire de las zonas con clima más seco, así como aquella que pueden generar otros aparatos electrónico de climatización. Todo ello, va a proporcionar una sensación térmica menor en la estancia en la que coloquemos este dispositivo. Podemos programarlos o activarlos/desactivarlos a distancia a una hora concreta para que la casa se encuentre con una temperatura y humedad agradable, que hará que sea más satisfactoria y placentera nuestra llegada.

 

Utiliza iluminación con tonos blancos y azulados para prevenir el calor

No solo los dispositivos de mayor tamaño ayudan a refrescar y mantener un ambiente confortable; las bombillas inteligentes se convertirán este verano en nuestras aliadas y nos ayudarán también a crear un ambiente fresco y confortable. Si seleccionas colores fríos para iluminar tu vivienda, en tonalidades blancas y azuladas, crearás una sensación térmica más refrescante que si la luz de tu hogar es en tonos cálidos y amarillentos.

 

Trucos de “toda la vida”

Aunque la tecnología nos permita rebajar los grados de nuestro hogar para poder estar cómodos en verano sin tener que pagar de más por ello ni tener que hacer importantes obras de instalación, no debemos de dejar a un lado los trucos tradicionales, los que siempre hemos llevado a cabo en casa. Si tenemos un jardín o plantas en nuestro patio o ventanas, podemos regarlo a última hora del día. Así, nuestras flores absorberán mejor esta agua y desprenderán un frescor que podrá entrar por las ventanas y refrescar las estancias. Otro truco común y sencillo que podemos llevar a cabo es intentar cocinar o planchar la ropa en las horas más frescas del día o cuando nos vamos a ir, para no generar más calor y que se extienda al resto de habitaciones, haciendo que se calienten y tengamos que aumentar la potencia de nuestros sistemas de climatización. Por último, no podemos olvidarnos de la importancia de utilizar telas frescas, tanto en nuestra ropa como en los textiles del hogar, como el lino o el algodón, ya que absorben la humedad y son muy transpirables y ligeras.

Estos simples trucos no solo nos permiten disfrutar de estos meses de forma más amena, si no, además, contribuir al ahorro energético y al cuidado del medio ambiente.



Descargar

Español